miércoles, 5 de septiembre de 2007

OTRA DE TECNICOS ECUATORIANOS

Una vez más los directores técnicos ecuatorianos se ven sumidos en la polémica debido a su acciones.
Resulta que hasta la tarde del martes Carlos Sevilla era el director técnico del deportivo Azogues, llegó la noche y renunció al cargo por tercera ocasión en la segunda etapa del campeonato nacional.
Hasta ahí todo bien, está en su derecho. Sin embargo, el tema empieza a tomar otro color cuando Sevilla arregla con el dirigente de Emelec, Omar Quintana, su vinculación al cuadro guayaquileño como su nuevo entrenador.
Lo malo de todo es que Emelec, hasta ese momento, tenía a Humberto Pizarro (también ecuatoriano) como su director técnico, pero fue "renunciado" de un solo toque.
Prácticamente Sevilla hizo lo que a él años atrás en El Nacional. En ese entonces los dirigentes del cuadro militar ya habían arreglado la contratación del colombiano Jaime De La Pava, siendo Sevilla aún el entrenador del equipo.
Incluso llevaron a De La Pava al complejo deportivo de Tumbaco (sitio de entrenamiento del equipo) y de una manera misteriosa, cuando aún Sevilla estaba entrenando.
¿Acaso Sevilla no se acordó de esto al momento de aceptar la oferta eléctrica?
El actual técnico de Emelec tampoco parece que se acordó que semanas atrás se molestó porque, supuestamente, los directivos del Deportivo Azogues, habían conversado con los estrategas Geovanny Mera y Julio Assad aún estando él en funciones.
Es una lástima que esto haya sucedido con un técnico ecuatoriano del prestigio de Carlos Sevilla a quien considero un amigo, y es por eso que no me ha gustado el camino que ha tomado para regresar al Emelec.
Con todo, ¡buena suerte!


1 comentario:

w. c. dijo...

Por eso es que a Sevilla le va como le va...mal. Lo más chistoso es que de pronto el Azogues clasifica y no el Emelec.